Queridos lectores, no me he olvidado del blog, simplemente empiezo a estar un poquito más involucrado en diferentes proyectos en mi no-tan-nuevo puesto y no tengo tanto tiempo de partirme la polla del mundo. Es posible que lo retome con fuerza cuando termine el disco de Puttorso, que ahora mismo ocupa casi todo mi puto tiempo libre, pero ya veremos, yo qué huevos sé.

Encima el Viernes de Metal de hoy viene flojo de cojones. Empezamos.

Phobia | Lifeless God

Pues bien, Phobia son Phobia y si no nos han jodido hasta ahora, nada parece indicar que vayan a hacerlo con este disco. Ninguna sorpresa: Grindcore americanizado con letras punkarras y bien de blastbeats.

Me ha parecido que los blastbeats sonaban un poco robóticos y el sonido en general del disco era flojillo, pero estoy en Madrid e igual me lo ha parecido porque ya no estoy acostumbrado a estos altavoces (con los que tantos discos he grabado, por otra parte). Metedle y me decís, pero vaya, mejorable.

Endon | Through the Mirror

Endon, menudo puto nombre. El sentido del humor japonés es una puta mierda; todos lo sabemos y este disco solo es otra prueba de ello. A veces marcial con ruiditos, a veces “blacker” con ruiditos y a veces gordo con ruiditos. Demasiados ruiditos para mi puto gusto y demasiado heterogéneo como para tener su puto momento. Molan las partes Doom, donde las ruideras casi parece que vienen a cuento, pero el resto se hace pesadillo.

Lo de siempre, alguien tendría que decirles que esa mierda microtonal suya no se lleva en el mundo civilizado. Que dejen de ser tan puto estirados y pringuis y se vengan, que ya les enseñamos aquí a tocar la guitarra como gente normal.

Timeworn | Venomous High

“Tajada Venenosa”. Un nombre cojonudo, sin duda, pero ¿está el disco a la altura de su puto nombre? Está guapo, sí. Sludge modernete y directo, sin muchos adornos ni distracciones.

Hoy lo recibo con agrado, pero hace 10 años habría flipado. Bien por Timeworn.

Gloom | Solaris

Estos americanos sacan su primer disco y he querido darles una oportunidad a ver qué pollas. Metal extremo gordo creo que define bastante bien lo que jodido hacen.

No terminan de convencerme los blastbeats con guitarras afinadas en el infierno y en este disco hay mucho de eso. Se agradece el intento y se ve que han puesto lo que tenían que poner para hacer el disco, pero no es mi puta taza de té. El disco termina con una versión de Alice in Chains totalmente llevada a su jodido terreno muy interesante; solo se parece a la original en el puto solo.

¿Y qué otras movidas salen hoy que puedan interesar a mis amados lectores? Joder, pues poca hostia:

Satanarchist | First Against the Wall: Black punkarra, como podéis imaginar. Solo le he metido a la primera canción porque no han hecho disponibles más en su Bandcamp de momento y, por supuesto, no están en Spotify. Suena guapo, les seguiré la pista.

Secret Sphere | The Nature of Time: Estos cabrones italianos lo petaban a tope cuando yo era chaval, no sé cómo irán ahora, igual hay que meterle, ¿no?

Jorn | Life on Death Road: Este hombre es el puto amo, tiene gustazo y vozarrón y el disco suena digno si os va el rollete “cuarentón del Metal”.